La vida era perfecta al llegar las vacaciones; más si esas vacaciones se disfrutaban en la casa materna de Banco Obrero en Cocorote

jueves, noviembre 23, 2006

Carlos La Lora


Hace uno cuantos años atrás, Carlitos López sin nada que hacer andaba jodiendo el parque por los lados de la casa de los panameños. Esta casa está en la segunda plazoleta de Banco Obrero y en ella reside hoy día la señora Silvestre y Franklin la “seca”.
Resulta que Carlos decidió en aquella oportunidad, irse para su casa el cual queda al frente de la misma y, al retirarse, uno de los panameños observó la manera como Carlos caminaba y señalo para la eternidad – uuuuuy mirá, Carlos camina como una lora – escuchando Carlos el comentario se enfureció y empezó a tirarle piedra a la casa. El mal estaba hecho, a más de cuarenta años de aquella escena, hoy el señor Carlos es famosamente conocido como “Carlos La Lora”…..
Al tiempo, estaba una tarde “Carlos La Lora” jugando en las matas de mango de Banco Obrero, cuando decidió subirse a las mismas para comer de aquellas frutas. Sin embargo, apenas se subía resbaló, con tan mala suerte que en su viaje hacia el suelo se encontró con una de las ramas que lo golpeó en el estómago, cayendo al final tendido y sin aliento por el duro golpe.
La única persona mayor que se encontraba por todo aquello era Benardino Rivas, quien para aquel entonces fungía como Prefecto de Cocorote y entre una de las cosas que detestaba y no dejaba que ocurriera era precisamente que los muchachos se montaran en las matas de mango.
Al verlo caer, Benardino corrió hacia el adolorido Carlos quien yacía en el suelo sin aire y se comenta que apenas estuvo a su lado, los otros niños que trataban de auxiliarlo escucharon al prefecto decirle: - ¿Lora, cómo que te fallaron las alas??? – je je…Gracias a Dios salió de ese percance y hoy día seguimos contando con su presencia.

6 comentarios:

leobardo perez dijo...

esta historia esta muy buena, ahora ya despeje mi duda de donde viene el apodo la lora...

Olga Torrealba dijo...

Me estoy orinando de la risa, ya se porque le dicen así, esta chevere. Me acuerdo cuando empezé a trabajar en el CIEPE y no me acordaba como le decian y yo le dije a usted que lo buscó "Carlos La Guacamaya" JAJAJA. Espero que siga colocando publicaciones para leerlos todos. Me imagino que el Sr. Carlos le dio permiso para publicar eso.QUETERRE.

Quien lo quiere mucho: Olga Torrealba.

Nota: colocó en el tercer parrafo (la ultima palabra) mago en vez de mango, si puede lo acomoda.

Elier dijo...

je je, diste pronto con el blog. me gusta que te guste y te puedo decir que a Carlos no le gusto nada y anda con un par de piedras en las manos, como en el tiempo de los panameños je je

Anónimo dijo...

Si trabajas en el CIEPE mandamele saludos al Dr. Omar Verde!

caribe dijo...

Ahi se armo una plomazon cuando yo estaba chamito en un juego de baseball, un policia "dizque" para poner order echo unos tiros al aire, no recuerdo mucho... solo q mi ma me templo de los pelos y me tiro al piso :-)
Y en el descampado de ahi arriba recuerdas q armaban carritos chocones y ferias! todavia????????

Elier dijo...

me recuerdo del episodio, los muchachos se habian guindado a pelear con bates (entre ellos los Barretos) y el policia para disolver la pelea echo el tiro. Le dijeron hasta vulgaridades pero el tiro tranquilizó a la gente